Historia

28.03.2017 - 18:30

Desde su creación en 1907, la Banda Sinfónica de Montevideo se ha caracterizado por la cercanía con su público y se ha destacado por su esfuerzo ininterrumpido de difusión y divulgación musical en el país.

La Banda ha recorrido un largo camino desde las primeras presentaciones a principios del siglo pasado hasta este presente lleno de logros y desafíos.

El primer ensayo (tomado como fecha de su fundación) se realizó el 14 de Noviembre de 1907 en el desaparecido Teatro Politeama ubicado en la esquina de Colonia y Paraguay.

Montevideo tenía entonces 309.000 y pocos habitantes, más hombres que mujeres y un poco más del doble de uruguayos que de extranjeros. Los conciertos de aquella banda de entonces, se remitían entre otros lugares, al famoso parque Capurro, y el parque Rodó.

“Si por un instante nos trasladáramos imaginariamente a las noches de estío de aquella época, veríamos a la Banda Municipal ofreciendo sus “retretas” en las principales plazas de nuestra muy fiel y reconquistadora ciudad de San Felipe y Santiago, con sus músicos tocando y leyendo a la luz oscilante de las velas de estearina.” (Comentario publicado en el programa alusivo al 40° Aniversario de la Banda – Noviembre de 1947).

Actualmente, la inserción de la banda sinfónica en la sociedad, es la mayor de su historia al realizar conciertos en varios lugares de cada barrio montevideano, en los cuales, dichos conciertos mantienen la misma estructura programática que los brindados en los teatros del centro de la capital. De esta forma, se ha elevado notoriamente y sin lugar a dudas el conocimiento musical, de una población, que se agolpa y se suma en cada concierto. Es éste entonces, el resultado de un trabajo sumatorio, logrado a través de una programación que ha sido estructurada cuidadosamente para que cada barrio reciba regularmente conciertos con los diferentes programas arriba enunciados.

El propósito de estos conciertos es crear en cada barrio una “temporada” de "música popular y sinfónica", en vivo y en forma regular y gratuita. De esta manera, mucha gente que por diferentes motivos no asiste habitualmente a las salas céntricas tiene la posibilidad de escuchar a la Banda Sinfónica de Montevideo en distintos conciertos muy cerca de su casa.

Es labor primordial de la Banda Sinfónica de Montevideo acercar la música a los barrios y generar ámbitos donde el esparcimiento cultural no solo nos entretenga y nos enseñe, sino también sea un disfrute compartido.

Compartir