El Hombre de la Mancha

Una oda a Brel y a Bruselas, a las ciudades, a la imaginación, a la poesía y a los sueños imposibles que nuestra era tanto anhela. En el marco del Festival Internacional de la Artes Escénicas (FIDAE) la Banda Sinfónica de Montevideo se une junto a grandes artistas del Teatro de Liège y el Teatro Español para la puesta en escena de "El hombre de la Mancha" una oda a los sueños y a la imaginación

Esta versión de Michael De Cock y Junior Mthombeni sobre la traducción y adaptación original
de Jacques Brel, el libreto es de Dale Wasserman, la música de Mitch Leigh con letras de
Joe Darion.  Bajo la dirección musical Bassem Akiki.

Una oda a Brel y a Bruselas, a las ciudades, a la imaginación, a la poesía y a los sueños
imposibles que nuestra era tanto anhela. El 4 de octubre de 1968 el teatro de La Monnaie de Bruselas estrenó el musical L’homme de La Mancha, libreto de Dale Wasserman, música de Mitch Leigh y letra de Joe Darion, traducida, adaptada e interpretada en francés por Jacques Brel. Fue la única vez en toda su impresionante carrera que Brel interpretó y adaptó el trabajo de otros artistas. Porque amaba mucho el musical y amaba a Don Quijote, héroe de Cervantes, un personaje con el que se identificaba  completamente.

Medio siglo más tarde, el teatro KVS, La Monnaie, el Théâtre de Liège y el Teatro Español se unen para trasladar la obra maestra de Cervantes y Brel a la ciudad de hoy y de mañana. Michael De Cock y Junior Mthombeni dirigen un equipo extraordinario, performers, sopranos actores y actrices, bajo la dirección musical de Bassem Akiki.  . La producción original fue dirigida por Albert Marre, en el Anta Washington Square Theatre de Nueva York el 22 de noviembre de 1965, pero en esta ocasión, Michael De Cock y Junior Mthombeni, describen L’Homme de La Mancha como "El musical que, entre otras cosas, habla de la amenaza que sufren quienes buscan la sensibilidad y la imaginación. Todo el mundo repite una y otra vez a voz en grito que hay que salirse de lo establecido y encontrar soluciones creativas, pero incluso eso está cada vez más instrumentalizado. Es como una receta. La realidad es que queda poco margen para la libertad."Ambos dirigen un grupo heterogéneo formado por más de 30 artistas. Bassem Akiki se encarga de la dirección musical, y con el elogiado intérprete de la obra de Brel, Filip Jordens, la soprano Ana Naqe, el actor François Beukelaers, el cantante de hip hop y soul Junior Akwety y la artista de slam Nadine Baboy, entre otros muchos artistas. El escenógrafo Eugenio Szwarcer, crea el ambiente audiovisual con las imágenes de vídeo, y con Eduardo Lombardo, incorporan a bordo a una de las grandes estrellas latinoamericanas de la murga.

Gerardo Salinas, que ha firmado la dramaturgia de esta versión, declara que Cervantes es un personaje clave en la historia, y según sus propias palabras: “para mí, un buen artista es alguien que puede ver quiénes fuimos, trata de comprender quiénes somos e imaginar quiénes podemos llegar a ser. Su propia sensibilidad e intuición son a menudo sus instrumentos de investigación. El arte puede convertirse en una importante fábrica de futuro, y eso es lo que necesitamos hoy.” Michael De Cock, director de la función, también recalca que "las artes en general tienen mucho de Don Quijote. Si quieres ser un visionario y cambiar las cosas, tienes que perseguir el sueño imposible."